António Nunes de Almeida Guimarães

26/03/1911 – 09/07/1911

Administración relámpago

Una administración mal compuesta resultó en una desagregación y consecuente necesidad de elecciones provisionales.
Su mandato fue el más corto de la historia del Benfica, con menos de cuatro meses (105 días), pidiendo nuevas elecciones. Las razones de la decisión se deben a la imposibilidad, de cuatro de los dirigentes, de cubrir las necesidades del Club y también porque el propio presidente, debido a su trabajo, tenía que ausentarse de Lisboa a menudo. Mientras el escenario conturbado, Cosme Damião, elegido vocal de la Dirección fue quien más se destacó, revelándose un verdadero pilar del Club.

Utilizamos cookies para enriquecer a sua experiência de navegação.
Ao continuar a navegar no nosso site está a concordar com a nossa política de utilização de cookies.

Aceptar